El ojo humano

El ojo humano tiene una estructura muy compleja, desde el punto de vista óptico, el ojo comprende varios medios transparentes cuyo conjunto forma el globo ocular, encerrado en una cavidad ósea llamada órbita podemos decir que el ojo es uno de los órganos más protegidos, ya que la cavidad ósea en la que está alojado tiene forma tronco-conica y está cubierta por un acolchado de tejido que lo protege de golpes, las cejas impiden que entre el sudor, las pestañas mantienen limpio el ojo protegiéndolo del deslumbramiento, cada ojo tiene alrededor de 200 pestañas, cada una de las cuales dura entre tres y cinco meses, los párpados barren la suciedad de la superficie del ojo, protegiéndole de los golpes y ayudando a distribuir las lágrimas.

Las lágrimas son estériles  y bañan constantemente el ojo y la delgada membrana que lo recubre, la conjuntiva, aunque el flujo de lágrima es continuo solo se produce de medio a dos tercios de gramo por día, que escapan del ojo através de un pequeño conducto que sale del ángulo interno del párpado inferior desembocando en la nariz.

El conjunto de los medios transparentes del ojo, permite asimilar este a una cámara fotográfica.